Inicio Internacionales La dictadura por tercera vez suspende las elecciones en Bolivia

La dictadura por tercera vez suspende las elecciones en Bolivia

172
0

En medio de una pandemia de COVID-19 que empeora rápidamente, el gobierno golpista de Bolivia ha suspendido una vez más las tan esperadas elecciones que debían celebrarse el 6 de septiembre. Es la tercera vez que la administración de Jeanine Añez las ha pospuesto a causa del virus, fijando una nueva fecha para el 18 de octubre.

La medida ha sido condenada tanto por la izquierda como por la derecha, pero por razones diferentes. El periodista Ollie Vargas, que cubrió los eventos desde el interior del país desde el golpe de Estado del 10 de noviembre del año pasado, estaba consternado, anunciando:

«El régimen golpista no electo de Bolivia ha extendido su poder ilegítimo cancelando las elecciones una vez más. Cuando lleguemos a octubre, inventarán otra razón para posponerlas, y luego otra, hasta que encuentren un comprador para el litio y otros recursos naturales. Esto es una dictadura».

El ex presidente Evo Morales del partido Movimiento al Socialismo (MAS) estuvo de acuerdo, afirmando que «El gobierno de facto quiere ganar más tiempo para continuar la persecución de los líderes sociales y contra los candidatos del MAS. Es otra forma de persecución. Por eso no quieren elecciones el 6 de septiembre». Mientras tanto, el líder golpista Fernando Camacho rechazó la nueva fecha, exigiendo que las elecciones sean desechadas por completo, una posición compartida por el ultraderechista «Comité Cívico» de Santa Cruz.

Morales fue reelegido en octubre para otro mandato de cinco años. Como presidente popular, redujo la pobreza a la mitad y la pobreza extrema a tres cuartas partes, al tiempo que aumentó el PIB per cápita (ajustado a la inflación) en un 50 por ciento en sus 13 años de mandato. Lo logró principalmente a través de una serie de nacionalizaciones de las industrias clave del país y expulsando del país al depredador Fondo Monetario Internacional (FMI). Pero en noviembre, los militares y la policía intervinieron, exigiendo su renuncia. Hoy vive en el exilio en Argentina. Sin embargo, las últimas encuestas muestran que el candidato del MAS, Luis Arce, que fue ministro de finanzas de Morales, ganaría la elección en la primera vuelta si se celebrara hoy. Arce acusó a Añez de usar la pandemia como pretexto para extender su gobierno.

Comente con Facebook